¿Qué está pasando?

Viernes de primavera, viernes de marchar por la diversidad

Como cada último viernes de setiembre

marcha por la diversidad, montevideo, género, igualdad, amor, libertad, viernes, setiembre, arcoiris, sexualidad, concientización, discriminar Música y colorido / Foto: Fan page Marcha por la Diversidad

La Marcha por la Diversidad 2016 no defraudó: el último viernes de cada setiembre la Avenida 18 de Julio se llena de mucho color, amor y felicidad. No solo por la primavera, también por la libertad.

Todo estaba a tono para que iniciara el recorrido por la principal avenida de la ciudad; así los montevideanos despidieron un mes que celebra la diversidad, la libertad para amar, para expresarse y para vivir sin prejuicios.

La Plaza Independencia y sus alrededores desde el jueves fueron testigos de una ola de color y amor, tras ser inaugurada la Feria por la Diversidad 2016. Diferentes colectivos y artesanos hicieron muestra de sus productos, en su mayoría representativos con los colores del arcoiris. Además, se dispuso de una pantalla gigante, donde se reprodujeron algunas producciones nacionales, haciendo un llamado a la concientización sexual y reproductiva.

El último viernes de cada setiembre es un día muy esperado por muchos, quienes con alegría y disposición salen a mostrar que un mundo con más tolerancia y amor sería mejor.

Sobre las 20:00 horas se dio inicio a la Marcha por la Diversidad 2016, donde no solo disfrutaron los jóvenes, sino también los niños y adultos que asistieron a este evento, el cual cuenta con mayor participación cada año.

Fuegos artificiales y un camión con personas transgéneros arriba de él, fueron el anuncio para que la multitud apostada en la calle se llenara de adrenalina e iniciara el recorrido hasta la explanada de la IM.

Música, amor, color, libertad y buenas energías: la mezcla perfecta para que nunca decayera el ambiente, grandes y chicos con algarabía avanzaron hasta el final.

La tarima de la Marcha por la Diversidad fue el escenario donde se dieron cita diferentes géneros musicales; desde la sinfónica de Montevideo, quien deleitó a los presentes con interpretaciones del icónico grupo ABA, hasta tambores, Hip-Hop, entre otros.

Una vez más la ciudad se tiñó de brillo y le demuestra a los que miran desde un rincón que: “Discriminar también es violencia, que no nos gane la indiferencia”.