¿Qué está pasando?

Más de 92 mil votos en las elecciones internas del FA

Los resultados se sabrán a partir del próximo fin de semana

elecciones internas, 92 mil votos, Frente Amplio, domingo 24, frenteamplistas Elecciones internas del Frente Amplio / Foto: El Observador

Las elecciones internas del Frente Amplio (FA) convocaron, hasta las 18.30 horas del pasado domingo 24, a más de 92 mil personas para elegir al nuevo presidente de la fuerza política de izquierda. Los resultados obtenidos dejaron conformes a los dirigentes frenteamplistas a pesar de ser una cifra menor a la de las elecciones pasadas.

El escrutinio comenzará este fin de semana y se estima que la cantidad de votos aumente ya que al momento de anunciar la cifra quedaban circuitos abiertos por la cantidad de personas que faltaban votar. A su vez, el hecho de que se haya podido votar en otros país como Argentina, Brasil, Australia, España, Estados Unidos, Canadá, México, Francia y Suecia hace que el inicio del escrutinio lleve más tiempo de lo habitual. Por su parte, la proclamación de los candidatos electos está prevista para el 10 de setiembre.

En estas elecciones, que fueron a padrón abierto, además de votar por un de los cuatro candidatos a la presidencia del FA -Alejandro Sánchez, Javier Miranda, Roberto Conde y José Bayardi – se elegían las presidencias de las departamentales, a los plenarios nacionales y departamentales, y a las autoridades nacionales y departamentales de las bases.

En una breve conferencia de prensa en La Huella de Seregni, el dirigente Daniel Marsiglia, en representación del Secretariado Ejecutivo del FA, felicitó a los militantes y a los cuatro candidatos y afirmó que  con estas elecciones “el FA nuevamente redobla su esperanza en su proyecto político”. Los presentes también demostraron su satisfacción por los resultados de la jornada de votación con aplausos y coreando “Soy del Frente, soy de Frente”.

Cuando fue el turno de los candidatos a presidentes de tomar la palabra, Alejandro “Pacha” Sánchez, perteneciente al Movimiento de Participación Popular (MPP) sostuvo que fue “terrible votación”  y agregó que en esta votación los frenteamplistas  “acaban de dar una señal muy grande de unidad y de pertenencia a una fuerza política que se para con el fin de seguir construyendo cambios en Uruguay”. “Hemos convocado a todos los que hoy se sienten molestos, incómodos o críticos para que vengan a cambiar al Frente Amplio. Si no vienen a participar, no hay cambios en el Frente y para que haya cambios en el país tiene que haber cambios en el Frente Amplio”, dijo Sánchez.

“Tenemos también una evaluación en general positiva de la campaña, hemos planteado todos los temas. Ahora depende de que el FA sea capaz de aprovechar este debate para reconstituirse”, señaló Roberto Conde, candidato apoyado por el Partido Comunista del Uruguay  y el Partido para la Victoria del Pueblo. Conde manifestó su confianza de que “el FA entrará este lunes en una fase de su vida política con más capacidad de movilización, más lucha. Vamos a poner un rumbo definitivo hacia 2019 para garantizar la construcción día a día de las fortalezas que garanticen la continuidad de nuestro proyecto progresista en el Uruguay”.

Por su lado, Javier Miranda, opinó que hubo un “buen número de votantes” pero señaló que “hay que tomar las cifras con cautela. Por un lado, no logramos convocar arriba de los 100.000 votos, y, por otro lado, ante todos los augurios de una campaña fría, que no iba a convocar, resulta que estamos cerca de los 100.000 votos. Ni para tirar las campanas al aire ni para decir que está todo horrible”. “Hay un montón de votantes frenteamplistas que están incómodos y descontentos. El tema es cómo traducir ese descontento: te podés quedar en tu casa y punto o lo transformás en acción”, agregó.

Por último, José Bayardi destacó la importancia de este tipo de elecciones, las cuales ningún otro partido político realiza. Asimismo se refirió al descenso en la cantidad de votantes atribuyéndolo al contexto, “hoy hay una situación de crisis importante en la región. Nosotros, en función de ese contexto, hacíamos la previsión de que iba a haber menos gente, pero en los últimos diez días hubo como un toque de la fibra de los frenteamplistas”, explicó.